Adiós Chavito…!!!

images (1)

Murió Roberto Gómez Bolaños… Murió El chavo del 8… Me divertí con él de niño, lo detesté de adolescente y volví a quererlo de adulto…

El gran Chespirito se sirvió de la comedia para enrostrar a todo el mundo la pobreza de América Latina, la violencia física y psicológica contra los niños, y por qué no la irreverencia y malcriadez de los niños frente a los adultos…

La bonita vecindad del Chavo que no vale ni un centavo, era el Macondo de Chespirito: una vecindad dentro de un barrio pobre de México, un barrio pobre como cualquier otro de América Latina, en él convivían familias y personajes “rotos”: Doña Florinda y su hijo Quico (no se supo qué fue del papá), Don Ramón y su hija la Chilindrina (la mamá murió), Doña Clotilde (solterona); El Chavo, no sabe nada de su padre, su madre lo abandonó en un albergue del cual es escapó por las palizas que recibía… y qué decir de los visitantes a la vecindad: El señor Barriga y su hijo Ñoño (La mujer siempre está de viaje???); La Popis, no se menciona a sus padres; El Profesor Jirafales, solterón; todos ellos tenían en común ser personajes oscuros y/o solitarios.

Disfrutábamos de las ocurrencias del Chavo, las torpezas de Quico, las irreverencias de la Chilindrina, la conchudez de Don Ramón; la pacatería de Jirafales, pero estas cualidades no eran exclusivas… cada uno de ellos tenía lo de los otros…

Esperábamos los golpes repartidos: Doña Florinda a Don Ramón, Don Ramón a Quico, Don Ramón al Chavo, El Chavo a Quico, el Chavo a Ñoño, el Chavo a Don Barriga, La Chilindrina al Chavo… etc., la vecindad así descrito sería un ring de boxeo.

Pero también había bondad, como cuando el Sr. Barriga le perdona la renta a Don Ramón a último momento, cuando éste ya iba a abandonar la vecindad.

Sacrificio,  cuando Don Ramón se culpa ante Doña Florinda para que no castiguen al Chavo.

Fraternidad, como en las fiestas de la Buena Vecindad o las reuniones de Año Nuevo en la casa de doña Florinda.

Alegría, como cuando don Ramón le prometía al Chavo invitarlo a desayunar y entonces: zas, que zas, zas…!!! celebraba antes de tiempo…

De vez en cuando llegaban a este micro universo personajes aún más extraños como el señor Hurtado (Robado para el Chavo), La Patty y su tía (ambas estaban bien bonitas), Jaimito el cartero (buscando siempre evitar la fatiga) y para hacernos recordar que la vecindad existe de “adeveras” llegó una vez perdido Héctor Bonilla, un galán de la tele mexicana de los 80s.

Gracias Chavito por regalarme estos bonitos recuerdos que en mucho coincidió con algunos pasajes de mi propia existencia.

… Hasta la otra Chavito!!!

Julio César Torres Cavero

Especialista en Coaching

Anuncios
Adiós Chavito…!!!

Un comentario en “Adiós Chavito…!!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s