¿Te consideras un espíritu libre?

aaa

 

“Desayuno con diamantes” también llamada “Muñequita de lujo” es una película de género comedia dirigida por Blake Edwards. La obra, presenta la vida de Holly Golightly, protagonizada por la bella Audrey Hepburn, una chica que se siente víctima del destino por lo que ha decidido llevar un vida licenciosa.

Observa la siguiente fórmula:

Te sucede una mala experiencia y producto de ello asumes una posición frente a la vida. Creas  una especie de barrera para que no te vuelva a suceder aquella experiencia que te hiso sentir miserable.

Esta es una conducta de acción-reacción muy típica en el ser humano… ¡obvio! nadie quiere volver a sufrir.

Al principio esta conducta puede resultarte beneficiosa, sin embargo, déjame decirte que es un hábito insano, ya que tu conducta está siendo modelada por las personas que causaron dolor en ti.  Crees tener el control de tu vida pero  no eres tú quien modela tu actuar. Te has vuelto víctima de las circunstancias.

Quizás hayas escuchado o pronunciado algunas de estas sentencias:

  • “Todos los hombres son iguales”.
  • “Todas las mujeres son chismosas”
  • “Los hombres solo piensan en sexo”

La lista es interminable pero lo único que denota es una posición de dolor y miedo frente a la vida.

No vivimos en una burbuja. Por lo que no puedes pasártela construyendo barreras de protección frente a cada suceso molesto o doloroso con el fin de protegerte. Si lo haces, terminarás atrapad@ con tus propios muros. Como le pasó a Holly Golightly, quien bajo su equivocada idea de libertad se negaba a ser feliz, tan solo por temor a volver a sufrir.

“…Tú te consideras un espíritu libre, un ser salvaje y te asusta la idea de que alguien pueda meterte en una jaula. Bueno nena, ya estás en una jaula, tu misma la has construido y en ella seguirás vayas a donde vayas, porque no importa donde huyas, siempre acabarás tropezando contigo misma.”

La receta no está en tener una actitud reactiva (acción –  reacción) frente a la vida sino una actitud proactiva y esto es: trabajar en una mejor relación consigo mismo. Porque cuando sepas que eres un ser único y perfecto, capaz de brindarte felicidad a ti propio, no habrá circunstancia que te derrumbe y que fabrique resentimientos frente a la vida. No existirán experiencias buenas ni malas, todas serán aprendizaje y crecimiento, No habrán personas buenas o malas porque no habrá necesidad de juzgar sino una capacidad por entender y conectarte con tu prójimo… Serás un espíritu libre.

Para terminar quiero regalarte la siguiente reflexión del maestro Buda:

“Quien te enfada, te domina”

Para asesorías personalizadas escribe a: juliocesartorrescavero@hotmail.com

Que tengas un excelente día!

JULIO CÉSAR TORRES CAVERO
ENTRENADOR DE VIDA
¿Te consideras un espíritu libre?

Más de 1000 descargas en el 2016!!!

rompendo

Imagen

Miedo a crecer. Cuando te conformas con ser espectador de tu propia vida.

psicologia1

Una vez más te encuentras en una situación dolorosa y angustiante; sin embargo, sientes que aquella situación ya la viviste anteriormente. Se ha vuelto a repetir en tu vida. Sientes que no has aprendido. Estás atrapad@ en el mismo problema… ¡Te lamentas!

¿Vives en un círculo vicioso?

Es síntoma de que te rehúsas a crecer y prefieres mantenerte en tu zona de confort. ¡Cuidado con esto!

Los que habitan en su zona de confort  únicamente escogen para su vida situaciones ya conocidas dejando de lado los “riesgos”; es decir, son conformistas,  se niegan a seguir creciendo. Dejan que las circunstancias tomen las decisiones por ellos. Llegan a ser espectadores de su propia vida perdiendo todo control sobre ella. Quizás encuentren  algún rédito haciendo el papel de víctimas, lamentándose, y echándole la culpa a la vida y a los demás por su mala suerte. Sus lamentos pueden ser risibles como los de Homero Simpson: “Porque todo lo que le pasa a la gente estúpida me tiene que pasar a mí.”

Negarse a crecer es tropezar una y otra vez con los mismos problemas. Se me viene a la mente la imagen  de Sísifo, el semidiós griego,  que fue castigado a llevar una roca inmensa a la cima de una montaña,  pero justo antes de que alcanzase la cima la roca siempre rodaba hacia abajo, y Sísifo tenía que empezar de nuevo desde el principio, una y otra vez, por toda la eternidad. Sin embargo, resulta que no somos semidioses y no tenemos toda la eternidad, nuestra vida es breve como para desperdiciarla y dedicarnos a resolver una y otra vez los mismos asuntos. Recuerda que los recursos son escasos, cada año somos menos jóvenes; nuestra salud física, mental y emocional se deteriora.

SísifoNegarse a seguir creciendo significa negarse a dar lo mejor de uno mismo y negarse a aceptar que estamos en esta vida para aprender. Ten en cuenta que solo los necios creen saberlo todo y que no necesitan aprender más.

¿Por qué nos negamos a crecer?

Una vez más el MIEDO es la causa.  Miedo a afrontar nuevas situaciones, nuevos retos, nuevas responsabilidades. Miedo a tener el control sobre nuestra propia vida y nuestro porvenir.

El camino para alcanzar el éxito personal implica esfuerzo y perseverancia. Es un camino difícil en el que constantemente nos tocará enfrentar y vencer nuestros propios miedos.

El proceso inicia con una etapa de reconocimiento y aceptación. Quizás resulte duro ver quiénes realmente somos y resulte duro aceptarlo; sin embargo, esto ayudará para encontrar dentro de nosotros aquello que nos hace FELICES, lo que se traduce como nuestros sueños y metas personales; y el deseo por alcanzarlos.

Lo que sigue es la DECISIÓN, esta no es más que el compromiso personal para lograr aquello que deseamos. Una vez tomada la decisión no se aceptará ningún otro resultado como producto de nuestro esfuerzo.  En el camino habrá muchos obstáculos, pero cada obstáculo no es más que un aprendizaje para alcanzar nuestras metas.

Sin esfuerzo no hay éxito. ¿Te has puesto a pensar qué habría pasado si de niños nos hubiéramos sentido derrotados ante la primera caída por dar nuestros primeros pasos?

La vida implica crecimiento. Recuerda que, lo que no crece muere.

En caso requieras asesoría personalizada puedes escribirme a: juliocesartorrescavero@hotmail.com

Con aprecio,

JULIO CÉSAR TORRES CAVERO
ENTRENADOR DE VIDA
Miedo a crecer. Cuando te conformas con ser espectador de tu propia vida.